El presidente estadounidense, Donald Trump, redobló hoy su cruzada contra la Organización Mundial de la Salud (OMS) y amenazó con cortar de manera permanente los fondos, hasta ahora suspendidos, y con la posible salida de su país del organismo. "Si la OMS no se compromete a importantes mejoras sustantivas en los próximos 30 días, haré permanente mi suspensión temporal de fondos y reconsideraré nuestra afiliación al organismo", advirtió Trump en una carta al director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus. En la misiva, de cuatro páginas, el mandatario anunció que su gobierno y Tedros "han iniciado ya conversaciones sobre cómo reformar la organización", pero añadió que "no hay tiempo que perder" y que "es necesario actuar rápidamente". Trump criticó lo que en su opinión es "una alarmante falta de independencia de la OMS de China" y detalló que las reformas que Washington reclama pasan por desvincularse de Beijing. Ayer, el secretario de Salud de Estados Unidos, Alex Azar, aseguró durante la asamblea de la Organización Mundial de la Salud (OMS) que este organismo "fracasó en su misión" de compartir información con la comunidad internacional sobre la pandemia de coronavirus, y pidió que asuma sus responsabilidades por ello. "La OMS no consiguió la suficiente información para atender al mundo, y murieron muchas personas", acusó el responsable de salud del país con más casos y fallecidos por Covid-19 durante la primera asamblea virtual del organismo multilateral.